Saltar al contenido

Viajes recomendados en verano para la tercera edad: ¿dónde viajar sin el IMSERSO?

Muchas personas asocian la tercera edad como una etapa de sosiego limitada a las paredes del hogar; sin embargo, llegar a esta etapa de la vida no tiene porque alejarnos de la diversión. Ese tiempo libre ganado con la jubilación puede aprovecharse para vivir nuevas experiencias y conocer nuevos senderos; todo esto es posible porque ahora hay más y mejores programas turísticos, diseñados para incluir a las personas de la tercera edad.

A pesar de la opción de los viajes del IMSERSO, hay prestadores de servicios turísticos relacionados ajenos al Estado que ofrecen accesibilidad, comodidad y diversidad de servicios para que las personas de la tercera edad disfruten de unas vacaciones ideales sin las restricciones de un programa.

Tipos de viajes más comunes

 

Son variadas las opciones de viaje para las personas de la tercera edad y con ese maravilloso tiempo libre obtenido con la jubilación, es posible cambiar de destino cada temporada. Los viajes más comunes son en verano dado que las condiciones climáticas son ideales hacer actividades al aire libre; por eso, la opción de embarcarse en cruceros es más frecuente, ya que en estos hay diversidad de entretenimientos, servicios y comodidades.

Otra opción es viajar a los balnearios. Es muy común que las personas de la tercera edad busquen estos destinos que, además de ser ambientes de relajación, ofrecen beneficios terapéuticos. También destacan los tours urbanos con recorridos en autobuses y caminatas cortas, ofreciendo a las personas de la tercera edad conocer las maravillas de las ciudades antiguas y contemporáneas de manera cómoda y segura.

Internacional cerca de casa (Portugal)

Si la aventura los lleva a pensar en conocer otro país pero sin alejarse mucho de casa, Portugal puede ser una excelente opción. Aquí, pueden adquirir un paquete Senior con recorridos y excursiones por Lisboa, Oporto, incluyendo visitas al Santuario de Fátima y la Villa marinera de Nazaré así como al espectacular castillo de Sintra.

Además de disfrutar de actividades nocturnas y todos los servicios de comida, transporte y hospedaje. En El Algarve puedes disfrutar de playas, montañas y grandiosos acantilados, los cuales pueden admirarse desde los barcos que ofrecen paseos por la costa.

Turismo en alta mar

Viajar en crucero es una experiencia inolvidable y el verano es la época ideal para que las personas de la tercera edad se inclinen por esta aventura. A bordo tendrán diversos servicios y en cada parada podrán conocer nuevas ciudades y culturas. Decidirse por el turismo en alta mar seguramente será una experiencia cargada de diversión, entretenimiento y sobre todo, encuentro, pues es una forma de conocer nuevos amigos.

¿Por qué irte en un crucero?

Viajar en crucero ofrece diversidad de opciones para el disfrute de las personas de la tercera edad. Este tipo de viajes les avivará el espíritu aventurero sin prescindir de la comodidad que los años demandan. Al tomar un crucero se pueden conocer distintas ciudades sin tener que trajinar de aeropuerto en aeropuerto y de hotel en hotel.

El crucero incluye: transporte, hotel y diversión al mismo tiempo. Además, cuenta con restaurantes, salas de juegos y espectáculos, piscinas, gimnasio y muy importante, seguridad y asistencia médica.

Turismo Urbano

El turismo urbano es ideal para viajes en grupo; normalmente incluye recorridos a sitios históricos, acceso a actividades culturales, espectáculos diurnos y nocturnos, exposiciones de arte, visita a museos y galerías. ¡Son ideales para los amantes de la cultura y el arte! Algunos paquetes incluyen: asistencia médica, manejo de equipaje y atención para las personas con necesidades especiales.

Turismo de salud

Una alternativa muy aceptada es el Turismo de Salud, pues no solo ofrece ricas estancias en spa con masajes y terapias, sino que además incluye senderismo, ejercicios, clases de baile entre otras alternativas que, en todo momento, cuentan con la debida asistencia médica.

Este tipo de turismo incluye visitas a balnearios, lagos, playas y aguas termales, entre otros. El agua y su disfrute es terapéutico para las personas de la tercera edad.

Viaje Social

Viajar con amigos y para hacer amigos, bien sea el destino urbano o rural, de playa o montaña, puede hacerse en grupos, lo que es muy divertido pues se comparte y disfruta con otras personas. Estos viajes incluyen recorridos, visitas guiadas a museos, acuarios, parques, inclusive estancias en playas paradisíacas y granjas rurales en las que el visitante se involucra en los trabajos, participando en la cosecha u ordeñando una vaca.

Verano Relax

El verano es una época para relajarse. El clima es ideal para disfrutar de los espacios abiertos y de la naturaleza. Es la mejor temporada para ir a la playa, caminar por la montaña o simplemente perderse por las sombras de las callejuelas de alguna ciudad antigua.

Pero si prefieres quedarte en casa, hay empresas que ofrecen servicios para que, por unos días, tengas trato de rey, con servicio a la habitación, comida a domicilio y quién haga las tareas del hogar.

Turismo Familiar

Aunque hay paquetes turísticos especiales para la tercera edad, no se excluye la organización de viajes en familia. Viajar en familia fortalece los lazos de unión, pues permite compartir conociendo nuevos lugares. Por ello, hay paquetes turísticos que incluyen actividades compartidas en las que todos los miembros de la familia puedan participar.

Viajar por Europa

Europa es una caja de sorpresas y conocerla es toda una experiencia; encontraremos desde antiguas ciudades cargadas de encanto e historias hasta playas de hermoso turquesa y majestuosas montañas. Sus ciudades son perfectas para ser recorridas a pie, aunque hay autobuses especiales para turistas.

Atenas, Roma, París, son ciudades de ensueño que nos transportan al pasado y nos mantendrán despiertos todo el tiempo. A cada paso encontramos algo maravilloso para admirar y explorar; por lo tanto: ¡recuerda tener siempre tu cámara a mano!

Irse de Vacaciones en temporada baja

Si buscas máxima tranquilidad con recorridos tranquilos, sin bullicio y a un precio razonable, viajar en temporada baja es buena opción. Hay diversas ofertas de viaje para personas de la tercera edad, quienes podrán optar por descuentos dependiendo de sus edades.

Los jubilados de hoy tienen intereses distintos a los de épocas anteriores. El deseo de conocer personalmente aquellos sitios que nos maravillaron en libros o películas es un motivo para que el turismo del anciano vaya cada vez en aumento.

Ventajas de la temporada baja

Viajar en temporada baja tiene sus ventajas: mejores precios en los paquetes turísticos, descuentos, mayor posibilidad de encontrar cupo para viajar al sitio de preferencia, ofertas 2×1, lo cual es ideal para parejas. La temporada baja ofrece mejores opciones tanto en ahorro como en destinos.

Viajar en la Tercera Edad: Consejos básicos

Como cualquier viajero, los turistas de la tercera edad deben tomar previsiones para evitar inconvenientes durante las vacaciones, es decir, debe planificar su viaje para que nada perturbe esos días de disfrute. Las recomendaciones para que el viaje sea sin contratiempo son las siguientes:

Previsión

Lo primero es planificar; preparar todo lo necesario para evitar improvisaciones y pasar ratos desagradables en lo que se supone es un viaje de descanso y placer. ¿Qué se debe planificar? Al decidir el destino, debe preverse: medios de transporte, hospedaje, paquetes que se van a adquirir, qué se quiere conocer, costos en el destino, condiciones climáticas para definir qué ropa llevar o saber si se requiere alguna vacuna para ingresar al destino.

Transporte

Lo principal es tener a mano los horarios de salida y llegada del transporte para evitar perder el servicio, sobre todo si se viaja en avión, crucero o tren. El mejor transporte es el que nos hace sentir más cómodos y nos ofrece servicios para un trayecto seguro.

Alimentación

Al viajar a nuevos destinos posiblemente nos apetezca algún plato típico, alejado de nuestra dieta; por lo tanto, debe tenerse prudencia con los alimentos para evitar problemas estomacales que pueden arruinarnos un día de vacaciones. Lo ideal es comer sano y no abusar, lo que no significa que no podamos deleitarnos con alguna comida o bebida exótica.

Cuidados Sanitarios

Sin importar el sexo y edad, todo turista debe tener la debida documentación sanitaria y con más razón las personas de la tercera edad, pues allí se documenta el tratamiento que lleva y cuáles son sus padecimientos, lo que permitirá, si es el caso, que tenga la atención médica adecuada.

Claves para viajar con Seguridad

Las personas de la tercera edad deben viajar con sus respectivos medicamentos, procurando llevar el tratamiento completo para todo el viaje. Igualmente, incluir medicamentos básicos para cefaleas, náuseas y problemas digestivos.

Mejores destinos turísticos para la Tercera Edad

¿Alguna vez soñaste con conocer el mundo o disfrutar de playas paradisíacas pero el tiempo y las obligaciones no te le permitieron? Con la llegada de la jubilación puedes hacerlo realidad.

Benidorm

Catalogada como una de las mejores ciudades para el disfrute de los jubilados por sus llamativos pueblos y las alternativas culturales y recreativas que se desarrollan en la ciudad. Además, su clima es favorable todo el año, por lo que puede visitarse en temporada baja.

Islas baleares

Es un destino exótico por excelencia. Las agencias ofrecen este destino durante rodo el año, organizando recorridos por Mallorca y Menorca, así como caminatas por sus pintorescos pueblos.

Crucero por el Mediterráneo

Recorrer el mediterráneo en crucero es una alternativa para las personas de la tercera edad que quieren, además de disfrutar de sus servicios, conocer en un mismo viaje ciudades como: Grecia, Italia, Turquía y Egipto.

Islas Canarias

Muchas personas de la tercera edad, no solo de Europa, toman como destino Las Islas Canarias, tanto por sus singulares paisajes como por su clima ideal, lo cual hace que hasta en invierno puedan visitarse.

Roma

Es un destino inolvidable. Es un escenario histórico que no tiene comparación. La ciudad está cargada de un inmenso patrimonio cultural, artístico y arquitectónico digno de admirar. Sin obviar el tan solicitado viaje al Vaticano.

Ecuador

En los últimos años Ecuador está siendo un destino con más demanda por parte de las personas de la tercera edad, sobre todo por el turismo de salud asociado con los balnearios de aguas termales, sus lindas playas y la incursión en la Isla de Los Galápagos.

México

México es un destino de variedad, que va desde la concurrida Riviera Maya con sus espectaculares playas y los mágicos cenotes, hasta los recorridos por las zonas arqueológicas. Cuenta con inigualables hoteles, salas de espectáculos y una deliciosa gastronomía, lo que ha hecho que más visitantes de la tercera edad elijan este país como destino para descansar.

Crucero por el Caribe

Conocer las playas del Caribe es algo con lo que jóvenes y mayores siempre han soñado. Esta posibilidad se abre para las personas de la tercera edad debido a los diversos cruceros que hacen este recorrido. ¡No conocerá una sola isla! Viajar en un crucero por el Caribe nos permitirá disfrutar no solo de una, sino de varias de las mejores playas del mundo.

Ahora que se acerca el verano, ¿a cuál de estos destinos te vas a ir?